ActualidadDestacadasInternacionalNoticiasNoticias destacadasÚltimas noticias

Derek Chauvin, un símbolo de la violencia policiaca

“Si estás hablando, entonces sí puedes respirar”, le dijo Derek Chauvin a George Floyd cuando éste clamaba por que se le permitiera tomar aire. Unos minutos después George Floyd dejó de respirar, su corazón se detuvo, su cerebro se apagó y murió.

 

A casi un año del asesinato de George Floyd, el juicio a Derek Chauvin está siendo observado por millones de personas en Estados Unidos y más allá de sus fronteras. Y es que en realidad no es únicamente Derek Chauvin, no es únicamente el Departamento de Policía de Minneapolis, sino que todo el sistema policial estadounidense se encuentra hoy en el banquillo de los acusados. Derek Chauvin es tan solo una representación del sistema policiaco represor actual.

No sucede todos los días en el estado de Minnesota que un policía blanco vaya a dar a la cárcel por haberle quitado la vida a un hombre negro. Por lo que el caso de George Floyd, si es que se hace justicia, podría ser un acontecimiento inédito para el estado de Minnesota y podría sentar un precedente en la historia de los Estados Unidos. Las ciudades gemelas podrían dar un ejemplo de justicia, y se enviaría un fuerte mensaje de que a los malos elementos de la policía se les está acabando su reino de la impunidad.

Pero, ¿qué pasará si no se le da una merecida condena a Derek Chauvin o si de plano se le deja libre? De acuerdo a la activista de Minneapolis, Michelle Gross, presidenta de Comunidades Unidas en Contra de la Brutalidad Policiaca (CUAPB, por sus siglas en inglés), si esto sucede, entonces, desafortunadamente se desatará una oleada de violencia policiaca como nunca antes se haya visto. Porque los policías recibirán el mensaje de que pueden hacer lo que les plazca y seguir saliéndose con la suya.

Inevitablemente, cuando escuchemos el veredicto final, el estado de Minnesota quedará marcado, ya sea como un símbolo de impunidad, o bien, como un símbolo de escarmiento a la violenta operatividad de la policía.

Se acabaron las excusas, se acabó el encubrimiento. Un asesinato es un asesinato, y punto.

Marco I. Dávila C. | maidaca85@gmail.com | Facebook: Ixtli Amoxtli | Instagram: @xmiraza | Twitter: @pormiraza1

Comment here